Saltar al contenido

Qué es un pensamiento blasfemo

Los pensamientos religiosos o blasfemos tienden a ser recurrentes en el trastorno obsesivo-compulsivo. La persona que las sufre puede llegar a meditar que est√° inspirada por el demonio y por mucho que luche contra ellas no va a poder suprimirlas de su cabeza.

¬ęY en el momento en que el ni√Īo se aproxim√≥, el demonio lo derrib√≥ y lo sacudi√≥ ferozmente; pero Jes√ļs amonest√≥ al esp√≠ritu inmundo, cur√≥ al ni√Īo y se lo dio a su padre‚ÄĚ (Lucas 9:42). INTRODUCCI√ďN: Un caso de muestra muy correspondiente Este ni√Īo pose√≠do por un esp√≠ritu malvado es un caso de muestra muy correspondiente de toda persona imp√≠a y tambi√©n inconversa. Si bien no nos encontramos pose√≠dos por diablos, por naturaleza nos encontramos pose√≠dos por deseos y vicios demon√≠acos que, si no angustian y inquietan nuestros cuerpos, precisamente destruir√°n nuestras √°nimas. Jam√°s una criatura pose√≠da por un esp√≠ritu malvado estuvo en peor inconveniente que el que est√° sin Dios, sin Cristo y sin promesa en este planeta.Adem√°s de esto, echar fuera el esp√≠ritu inmundo era algo irrealizable para los hombres, y solo viable para Dios; tambi√©n, la conversi√≥n del pecador es algo al√©n de la aptitud humana, que solo ser cumplida por el poder del Alt√≠simo.Los horribles chillidos, espumas y l√°grimas ocasionados ‚Äč‚Äčen este infeliz j√≥ven por el esp√≠ritu inmundo, son imagen de los errores, injusticias y vicios a los que los imp√≠os son continua y tambi√©n con √≠mpetu te tom√≥; y un g√©nero de ese mal triste y horrible que el remordimiento va a traer ma√Īana a su conciencia, y que la venganza de Dios pr√≥ximamente ocupar√° sus corazones. Los progenitores que traen a este ni√Īo al Salvador nos ense√Īan una lecci√≥n: esos de nosotros encargados del precauci√≥n de la juventud, as√≠ sea como progenitores o profesores, hemos de estar deseoso por llevar a nuestros hijos a Jesucristo, a fin de que en Su felicidad √Čl logre salvarlos. El devoto deseo y la compasi√≥n del padre por su hijo no es mucho m√°s que un modelo de lo que todo padre debe sentir por s√≠ solo. Exactamente la misma Abraham, debe rezar: ¬ęQue Ismael viva enfrente de ti¬Ľ. Y no solo ores, sino m√°s bien asimismo haz todo cuanto est√© de parte tuya para llevar a tu hijo al estanque de Silo√©, a fin de que quiz√°s el √°ngel agite el agua y tu hijo logre bajar y ser sanado. El padre debe poner al ni√Īo donde anda el Salvador, a fin de que lo mire y lo sane. La venida del ni√Īo a Cristo es una imagen de la fe salvadora, por el hecho de que la fe es volverse a Cristo, sencillamente opinar en el poder de su expiaci√≥n. Y al final, el desmoronamiento y desgarramiento citado en mi art√≠culo es una imagen del enfrentamiento del que viene, que est√° con el enemigo de las √°nimas. ¬ęY en el momento en que el ni√Īo se aproxim√≥, el demonio lo derrib√≥ y lo sacudi√≥ ferozmente¬Ľ. Nuestro tema esta ma√Īana va a ser el hecho muy conocido de que los pecadores que se acumulan, en el momento en que vienen al Salvador, de forma frecuente son derruidos por Satan√°s y despedazados, tal es as√≠ que padecen horriblemente en sus psiques, y est√°n pr√°cticamente completados para ofrecer. atormentado. . Hay 4 puntos a estimar esta ma√Īana. Hablamos de las acciones, designios, hallazgo y derrota del demonio. I Primero, LAS ACCIONES DEL DIABLO. En el momento en que este j√≥ven vino a Cristo para ser sanado, el demonio lo derrib√≥ y lo sacudi√≥. No obstante, esta es una ilustraci√≥n de lo que Satan√°s le hace a la mayor parte, si no a todos, los pecadores en el momento en que vienen a Jes√ļs en pos de luz y vida por medio de √©l; los deja caer y los sacude. Perm√≠tanme indicar por qu√© raz√≥n el demonio causa estos horribles sobresaltos y agon√≠as que acompa√Īan a la conversi√≥n. Conoce multitud de trucos, por el hecho de que es listo y listo, y tiene m√ļltiples maneras de conseguir sus prop√≥sitos. 1. Primero, lo realiza pervirtiendo la realidad de Dios para la destrucci√≥n de la promesa y el consuelo del alma. El demonio es buen conocedor de la teolog√≠a. Jam√°s sospech√© que fuera poco ortodoxo. Pienso que se encuentra dentro de los temas mucho m√°s ortodoxos de la creaci√≥n. Es posible que otros no crean en las doctrinas de la revelaci√≥n, pero el demonio no puede eludir creerlas, pues conoce la realidad; y si bien frecuentemente lo niega, es tan listo que entiende que en el momento en que el alma est√° persuadida de pecado, su mejor procedimiento no es contrariar la realidad, sino m√°s bien pervertirla. En este momento les voy a nombrar las cinco enormes doctrinas que tenemos en cuenta las mucho m√°s destacables de la Escritura, a trav√©s de cuya perversi√≥n el demonio trata de sostener el alma en servidumbre, obscuridad y desesperaci√≥n. Primero, contamos la enorme doctrina de la decisi√≥n: que Dios ha elegido para s√≠ un n√ļmero que absolutamente nadie puede contar, que van a ser santurrones, pues fueron organizados para ser un pueblo peculiar, receloso de buenas proyectos. En este momento, el demonio alborota el alma que viene por medio de esta doctrina. Oh, afirma, quiz√°s no seas entre los seleccionados. De nada te sirve venir peleando y peleando; No va a hacer ninguna diferencia si se sienta y no hace nada, pero si es salvo, va a ser salvo; pero si tu nombre est√° escrito entre los perdidos, tus frases, buscas y fe van a ser en balde para ti.‚ÄĚ As√≠ el demonio empieza a predicar la soberan√≠a de Dios en los o√≠dos del pecador, para hacerle opinar que el Se√Īor indudablemente lo destrozar√°. √Čl pregunta: ¬ę¬ŅDe qu√© manera puedes meditar que un miserable como t√ļ puede ser escogido? No mereces solamente que condenaci√≥n, y lo sabes realmente bien. Tu hermano es un individuo buena y √©tica, pero t√ļ eres el primordial pecador, ¬Ņpiensas que ¬ŅDios te escoger√° a ti? Entonces, si al que padece esta tentaci√≥n se le instruye que la decisi√≥n no guarda relaci√≥n con el m√©rito, sino es el libre albedr√≠o de Dios, Satan√°s empieza de otro modo y tambi√©n insin√ļa: ¬ęT√ļ no te sentir√≠as de esta manera¬Ľ. no se te dejar√≠a caer en todo este padecimiento y rezar a Dios en balde a lo largo de tanto tiempo. Y nuevamente murmura: ¬ęT√ļ no eres suya¬Ľ, con lo que trata de eliminar el alma y desgarrarla en trozos. para tropezar con sus proyectos esta ma√Īana, record√°ndoles a nuestros amigos que en el momento en que vienen a Cristo, jam√°s precisan preguntarse sobre la doctrina de la decisi√≥n. Absolutamente nadie, al ense√Īarle a un ni√Īo el alfabeto, le hace estudiar la Z antes de estudiar la A. Tambi√©n, Es imposible aguardar que el pecador aprende la decisi√≥n antes de haber aprendido la fe. El art√≠culo que le resulta de inter√©s es este: ¬ęCree en el Se√Īor Jes√ļs y vas a ser salvo¬Ľ; y en el momento en que el Se√Īor les deje estudiar y opinar esto, pod√©is seguir a lo siguiente: ¬ęSeleccionados seg√ļn la presciencia de Dios Padre, en santificaci√≥n por el Esp√≠ritu, para obedecer y ser rociados con la sangre de Jesucristo¬Ľ. Pero si no puede sacar ese tema de su cabeza, no debe llevarlo a cabo, pues puede rememorar que cada arrepentido es elegido, cada fiel es elegido. Por muy grande que sea un pecador, si se arrepiente, eso es prueba de que es escogido; si solo crees en Cristo, eres elegido con tanta seguridad como tu fe es aut√©ntica. No puedo mencionar que fui escogido antes de comprender que creo en Dios. No puedo mencionar nada salvo que vea sus efectos. No puedo entender si hay una semilla en la tierra hasta el momento en que rompo la tierra, o si espero hasta el momento en que veo el tallo brotar de la tierra; y no voy a saber si tu nombre est√° escrito en el libro de la vida del Cordero hasta el momento en que vea el cari√Īo de Dios manifestado en ti en la proyecci√≥n de tu coraz√≥n hacia Dios. No puedo desentra√Īar las rocas profundas de la obscuridad para conseguir esa cosa esconde, salvo que las pruebas y los efectos me faciliten un pico y una pala. Hay un peri√≥dico en Glasgow llamado Christian News, que quiero llamar Anti-Christian News o Christian Wasp, y su editor afirma que no estoy en mi derecho a predicar la Palabra de Dios por el hecho de que no s√© (¬Ņpuedes acertar ¬Ņqu√© significa?) que son los seleccionados de Dios. Y este editor viene a decir: ¬ęSeg√ļn su confesi√≥n, ese joven no sabe qui√©nes son los seleccionados de Dios hasta el momento en que ha preguntado y popular su car√°cter¬Ľ. Ya que, si lo supiese, indudablemente ser√≠a fant√°sticamente sabio. ¬ŅQui√©n los conoce sino m√°s bien esos signos, fabricantes y patentizas que Dios siempre y en todo momento entrega a los corazones y vidas de Sus seleccionados en el debido tiempo? ¬ŅVoy a abrir los ficheros del cielo y voy a leer los anales, o con mano pretenciosa voy a abrir el libro de la vida del Cordero, para comprender qui√©nes son los seleccionados de Dios? No. Voy a dejar que el editor de Christian News lo realice, y en el momento en que publique una lista intensa y precisa de opciones, indudablemente va a ser un √©xito de ventas, y el editor va a hacer una fortuna con esto. No se turbe vuestra alma por la decisi√≥n, pues todo el que se arrepiente y cree, lo realiza como producto de la decisi√≥n. La pr√≥xima doctrina es la de Ense√Īar depravaci√≥n; que todos y cada uno de los hombres cayeron en Ad√°n; que se separaron de la realidad, y que, adem√°s de esto, por sus pr√°cticas, se llenaron de pecado; que el bien no mora en ellos, y que si algo positivo pasa en ellos, va a ser por el hecho de que Dios lo puso all√≠; por el hecho de que no hay ni una semilla de bien en el coraz√≥n, y bastante menos su flor. El demonio tortura el alma con esta doctrina, y afirma: ¬ęMira qu√© degenerada eres; sab√©is qu√© horriblemente hab√©is pecado contra Dios; vagaste diez mil ocasiones. Mira‚ÄĚ, afirma √©l, ‚Äúah√≠ est√°n tus viejos errores que te denuncian‚ÄĚ; y bate su varita y revive injusticias pasadas, que se elevan como espectros y aterrorizan el alma. Hete aqu√≠ esa escena de medianoche; acordaos de aquel acto de ingratitud; ¬°o√≠r! ¬ŅNo puedes o√≠r ese juramento retumbando en la pared del pasado? Mira en tu coraz√≥n: ¬Ņpuede ser lavado? Est√° repleto de obscuridad. Sabes de qu√© manera trataste de rezar ayer y de qu√© forma tu cabeza se encontraba abstra√≠da en tus temas antes que terminaras tu oraci√≥n; y como has estado intentando encontrar a Dios, solo has estado medio seriamente, llamando a la puerta unos cuantos ocasiones y despu√©s d√°ndote por vencido. Es realmente dif√≠cil que seas perdonado; has ido bastante lejos a fin de que el pastor te halle; te has vuelto en conjunto iniquidad; Enga√Īoso sobre todas y cada una de las cosas es tu coraz√≥n, y desesperadamente perverso, y no pod√©is ser salvos. Muchas pobres √°nimas han sufrido horribles l√°grimas por esta doctrina. Yo mismo he sentido algo de eso, a veces en el momento en que cre√≠ que me iba a herir. desgarrado por el horrible recuerdo de lo que hab√≠a sucedido. El demonio lanza al pecador al suelo y lo desgarra pr√°cticamente integrante por integrante, persuadi√©ndolo de que su culpa es abominable al√©n de todo paralelo; que sus injusticias est√°n fuera del alcance de la clemencia, y que su sentencia de muerte fu√© firmada. ¬°Uy, pobre alma, lev√°ntate nuevamente! El demonio no est√° en su derecho a tirarte al suelo. Tu pecado no puede ser bastante grande para la clemencia de Dios. No es la excelencia del pecado lo que va a hacer que alguien sea culpado, si no hay falta de fe. Si un hombre tiene fe, cualquier persona que sea el pecado que haya cometido, va a ser salvo. Pero si solo tienes un pecado y no tienes fe, ese pecado te destrozar√° completamente. La fe en la sangre de Cristo destroza el aguij√≥n del pecado. Una gota de la hermosa sangre del Salvador podr√≠a apagar mil mundos en llamas si Dios de este modo lo quisiese, y considerablemente m√°s apagar√° los candentes miedos de tu pobre coraz√≥n. Si crees en Cristo, le afirmar√°s al monte de tu culpa: ‚ÄúSal de aqu√≠ y t√≠rate en el fondo del mar‚ÄĚ. Entonces est√° la doctrina del llamamiento eficiente, que Dios llama a Sus hijos de forma eficaz; que no es el poder del hombre lo que nos transporta a Dios, sino m√°s bien la obra de Dios al llevar al hombre a la felicidad; que llama a los que desea socorrer con una vocaci√≥n eficiente y particular que otorga solo a sus hijos. ‚ÄúMira en este momento‚ÄĚ, afirma el Malvado, ‚Äúel ministro dijo que debe existir una apelaci√≥n eficiente; f√≠jate que tu llamado no es eficiente; jam√°s vino de Dios; se habla solo de abrasar sentimientos; te sentiste un tanto feliz por el serm√≥n, y va a desaparecer r√°pidamente, como la nube de la ma√Īana o el roc√≠o de la ma√Īana. En ocasiones tienes deseos fuertes, pero en otras ocasiones no son tan fuertes; si el Se√Īor les atrajere, ser√≠ais siempre y en todo momento atra√≠dos con exactamente el mismo poder; acabar√° pr√≥ximamente, y va a ser bastante peor para ti ser atra√≠do a Dios bajo estas convicciones legales y despu√©s haberte apartado de √Čl‚ÄĚ. Ya que bien, amados, decid a Satan√°s que no sab√©is si es un llamamiento eficiente, pero que sab√©is esto, que si perec√©is va a ser por proceder a Cristo, y que all√≠ perecer√©is; dile que sabes que es tan efectivo que no puedes eludir volverte a Cristo; que es imposible entender si va a ser persistente o no, que se lo va a hacer comprender a su debido tiempo; sino est√©is decididos, pues esta es vuestra √ļltima l√≠nea de defensa, a que si perezc√°is, va a ser al pie de la cruz de Cristo; y de este modo, con el apoyo de Dios, pod√©is vencerlo en el momento en que √Čl desee venceros con esta doctrina. El demonio asimismo pervertir√° la doctrina de la perseverancia filial de los santurrones. ‚ÄúMira‚ÄĚ, afirma Satan√°s, ‚Äúlos hijos de Dios siempre y en todo momento van por su sendero; jam√°s dejan de ser santurrones; perseveran; vuestra fe es como el sendero del justo, que reluce cada vez m√°s hasta el d√≠a especial; y de esta manera ser√≠a el tuyo si pertenecieras al Se√Īor. Pero jam√°s lograras perseverar. ¬ŅNo recuerdas hace seis meses, en el momento en que estabas enfermo, de qu√© forma decidiste ser √ļtil a Dios y todo acab√≥ en agua de borraja? Decidiste frecuentemente que ser√≠as cat√≥lico y jam√°s dur√≥ quince d√≠as. No te va a hacer ning√ļn bien; eres muy voluble; jam√°s les mantendr√©is firmes por Cristo; te vas a ir con √Čl por un tiempo, pero tras un tiempo volver√°s; en consecuencia, no puedes ser un fan del Se√Īor, pues ellos jam√°s se vuelven atr√°s‚ÄĚ. Y de esta manera trata de mover y lacerar el alma con esta enorme y consoladora doctrina. El demonio desea emplear exactamente el mismo clavo en el que el pecador debe atar su promesa para clavarlo en exactamente las mismas sienes de su fe, a fin de que muera como S√≠sara muri√≥ en la tienda de Jael. Oh, pobre alma, dile a Satan√°s que tu perseverancia no es tuya, sino el creador de ella es Dios; que por mucho m√°s enclenque que seas, conoces tu debilidad, pero si Dios empieza una aceptable obra, jam√°s la dejar√° sin finalizar. Y repeli√©ndolo as√≠, lograras levantarte de este des√°nimo y repugnancia que te ha provocado. Entonces disponemos la doctrina de la redenci√≥n; con ella el esp√≠ritu inmundo asaltar√° el alma. ¬ęOh¬Ľ, afirma Satan√°s, ¬ęes verdad que Cristo muri√≥, pero no por ti. Eres un personaje particular¬Ľ. Recuerdo que una vez el demonio me logr√≥ opinar que se encontraba solo, sin igual. Vio a otros que hab√≠an pecado como yo y que hab√≠an llegado tan lejos como yo, pero me percat√© de que hab√≠a algo peculiar en mi pecado. Entonces el demonio trat√≥ de separarme tal y como si yo no perteneciese al resto de la raza humana; Cre√≠ que si era otra persona, podr√≠a salvarme. De manera frecuente he esperado ser un pobre borracho blasfemo en la calle, y cre√≠ que en un caso as√≠ tendr√≠a una mejor ocasi√≥n; pero result√≥ que cre√≠ que iba a fallecer solo, como el ciervo a la sombra del bosque. Pero bien recuerdo a mis amigos cantando aquel dulce salto:

¬ęTu soberana felicidad es rica, libre y. ¬ŅPor qu√© raz√≥n, alma m√≠a, no va a ser para ti?¬Ľ

¬ŅQu√© son los pensamientos intrusivos?

Los pensamientos intrusivos, como su nombre se√Īala, son un g√©nero de pensamiento involuntario y no esperado que puede ocasionar un enorme padecimiento y malestar en la persona que los experimenta. Tienen la posibilidad de tomar la manera de pensamientos puros y pensamientos mucho m√°s visuales compuestos de im√°genes.

Los pensamientos obsesivos o intrusivos acostumbran a estar muy socios a distintas trastornos mentales como los trastornos de ansiedad, los trastornos obsesivo-apremiantes o aun la depresión.

¬ŅQu√© son los pensamientos intrusivos?

En el momento en que hablamos a un pensamiento intrusivo nos encontramos se√Īalando aquellas ideas que semejan estar bloqueadas en nuestra cabeza. En el momento en que se transforman en pensamientos recurrentes, tienen la posibilidad de ocasionar angustia y malestar en la persona que los sufre.

La mayor parte de las ocasiones, la gente que experimentan estos pensamientos intrusivos o pensamientos negativos recurrentes tienen la posibilidad de opinar que son se√Īales de observaci√≥n.

7 comentarios en ¬ęQu√© es un pensamiento blasfemo¬Ľ

  1. ¬°Vaya tema interesante! Los pensamientos blasfemos pueden ser tab√ļ pero tambi√©n parte de la libertad de pensamiento. ¬ŅQu√© opinan ustedes?

    1. ¡Totalmente de acuerdo! Creo que es importante tener libertad de pensamiento y poder expresar nuestras opiniones, aunque sean controversiales. Al final, es parte de la diversidad y enriquece el debate. ¡No deberíamos tener miedo de debatir temas difíciles!

    1. ¬°Totalmente de acuerdo! Los pensamientos blasfemos e intrusivos son un desaf√≠o para muchos. Podr√≠a ser √ļtil buscar ayuda profesional o hablar con alguien de confianza para manejarlos. No est√°s solo, ¬°hay soluciones!

    1. ¬°Vaya, qu√© sorprendente! El pensamiento blasfemo es solo una forma de expresi√≥n, no deber√≠a ser algo que nos preocupe tanto. Al final, cada quien tiene derecho a pensar lo que quiera, ¬Ņno crees?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *