Saltar al contenido

Cu谩ntas piedras Uso David

Tom贸 cinco piedras llanas de un arroyo y las puso en su bolsa de pastor. Entonces, armado solo con su cayado de pastor y su honda, empez贸 a atravesar el valle para combatir contra el filisteo. Goliat camin贸 hacia David con su escudero en frente de 茅l, viendo al ni帽o de mejillas sonroseadas.

Estimados hermanos y hermanas:

Gracias por acompa帽arnos en el devocional de el d铆a de hoy. Observaremos la narraci贸n de David y Goliat. Perm铆tanme argumentar primero que el aut茅ntico h茅roe de esta historia es Dios y Goliat representa los retos y las luchas que encaramos en la vida. En ocasiones, los retos y las luchas que encaramos tienen la posibilidad de semejarnos excelentes, como un 芦Goliat禄. Pero Dios nos va a dar la victoria a trav茅s de nuestro Se帽or y Salvador Jesucristo.

La Piedra de la Persistencia

Al encararte a tu Goliat, atravesar谩s instantes de avance y asimismo de retroceso. No procures restar relevancia a las reca铆das ni te afirmes a ti 芦cuando no pase nada禄 pues Goliat volver谩 a rugir en torno a tu cuello. No te culpes si recaes, si es viable encara a tu Goliat con el acompa帽amiento de un conjunto de individuos que est茅n pasando por exactamente la misma situaci贸n, o un conjunto de familiares y amigos que te animen a seguir.

Pasa tiempo trayendo tu Goliat a Dios. Antes del am茅n deb茅is tener un trabajo previo de abrir tu coraz贸n a Dios y derruir nuestros miedos por ese enorme que semeja insuperable. Quiz谩s deber铆as estudiar a rezar con mucho m谩s energ铆a, hondura y entusiasmo. Y si no tienes idea de qu茅 forma llevarlo a cabo, deja que Dios te ense帽e a rezar, Dios siempre y en todo momento est谩 en el porche de la vivienda, toca a tu puerta y te llama, solo abres, eso es rezar.

El semejante a una bala calibre .45

Estudiosos apasionados 鈥嬧媏n el lado cient铆fico de la an茅cdota, calcularon que en un segundo sali贸 disparada una honda con un radio de giro de unos sesenta cent铆metros.

Las piedras que se tienen la posibilidad de poner en un cabestrillo de este g茅nero no acostumbran a sobrepasar los 20 gramos; si David la hubiese lanzado a una distancia de unos 35 metros, la piedra habr铆a alcanzado una agilidad de 34 metros por segundo, bastante para perforar el cr谩neo de un individuo; y el semejante al encontronazo y capacidad de frenado de una bala calibre .45, entre las mucho m谩s capaces.

Deja una respuesta

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada. Los campos obligatorios est谩n marcados con *