Saltar al contenido

Qué es lo que corre pero no camina

¬ŅQu√© corre pero jam√°s anda, tiene boca pero jam√°s charla, tiene cama pero jam√°s duerme? Contestaci√≥n: un r√≠o.

Las adivinanzas son un género milenario de tradición oral. Hay universales, que pasan de un idioma a otro o se idean paralelamente. Y se limitan a un idioma, cultura o temporada, de la que dependen.

En M√©xico es realmente dif√≠cil acertar: ‚Äú¬ŅQu√© hay en la pared y reluce?‚ÄĚ . Es un acertijo campesino polaco. Supone sitios donde el arenque es alimento per√≠odico y se habit√ļa colgarlo en la pared. El arenque, como un esp√©culo, refleja el resplandor de la l√°mpara.

Adivinanzas bien dif√≠ciles: diversi√≥n perfecto para peque√Īos

Pero lo destacado de las adivinanzas es que son muy entretenidas y puedes jugarlas en cualquier sitio y cualquier ocasi√≥n: en un viaje, mientras que esperas el autob√ļs o en la sal√≥n de espera del m√©dico. Otra de las virtudes de las adivinanzas es que te dejan comunicar y entretenerte con tus hijos. Da igual la edad que tengan, solo amolda la contrariedad de las adivinanzas y seguramente te diviertes bastante. Las que les acercamos el d√≠a de hoy son adivinanzas bien dif√≠ciles, pero poseemos otras cien adivinanzas infantiles con respuestas a fin de que pod√°is proseguir adivinando y divirti√©ndoos en familia.

Y ten en cuenta que puedes entrar a considerablemente m√°s proyectos para llevar a cabo con peque√Īos y en familia en nuestra secci√≥n encargada de qu√© realizar con peque√Īos en La capital espa√Īola. Asimismo puedes ingresar a nuestra p√°gina web y suscribirte a nuestra newsletter y whatsapp.

El origen de los interrogantes

El origen de los interrogantes es irreconocible, pero la mitolog√≠a de las civilizaciones viejas abunda en interrogantes y adivinanzas. Por poner un ejemplo, la conocida Esfinge de Edipo (animal fabuloso con cabeza de mujer, cuerpo de le√≥n y alas de √°guila), que proteg√≠a la entrada a la localidad de Tebas, planteaba un acertijo a cada transe√ļnte y, si fallaba en su intento, contestaci√≥n, me devor√≥.

La adivinanza, que Edipo resolvi√≥ adecuadamente, fue la pr√≥xima: ¬ŅQu√© es el ser vivo que anda sobre 4 patas al amanecer, sobre 2 patas al mediod√≠a y sobre tres al atardecer? Y la contestaci√≥n de Edipo fue: Hombre, por el hecho de que en la ni√Īez pasea a 4 patas, en la vida anda y en la vejez se sostiene en un bast√≥n para caminar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *